Utilizamos cookies para comprender de qué manera utiliza nuestro sitio y para mejorar su experiencia. Esto incluye personalizar el contenido y la publicidad. Para más información, Haga clic. Si continua usando nuestro sitio, consideraremos que acepta que utilicemos cookies. Política de cookies.

Dispositivo nuevo mejora los síntomas de insuficiencia cardíaca avanzada

Por el equipo editorial de HospiMedica en español
Actualizado el 03 Sep 2019
Un implante nuevo mejora los síntomas en pacientes con insuficiencia cardíaca avanzada (IC) que no son adecuados para otros dispositivos de IC.

El Barostim Neo System de CVRx (Maple Grove, MN, EUA) es un dispositivo implantable subcutáneo diseñado para activar eléctricamente los barorreceptores en el seno carotídeo para aliviar la insuficiencia cardíaca y la presión arterial alta. El sistema consiste en un generador de pulso implantable insertado debajo de la piel, debajo de la clavícula, un electrodo de dos mm conectado a la arteria carótida y conectado a un generador de pulso implantable (IPG), que activa los barorreceptores mediante estimulación eléctrica y un programador inalámbrico que permite al clínico personalizar la terapia ajustando los parámetros hemodinámicos.

Imagen: El sistema Barostim Neo IPG (Fotografía cortesía de CVRx).
Imagen: El sistema Barostim Neo IPG (Fotografía cortesía de CVRx).

El sistema está indicado para pacientes que tienen un ritmo cardíaco regular, no son candidatos para un dispositivo de terapia de resincronización cardíaca (TRC) y tienen una fracción de eyección ventricular izquierda (FEVI) menor o igual al 35% (por debajo de la fracción de eyección normal del 55-75%). El dispositivo está contraindicado en pacientes con una anatomía que perjudicaría la implantación del dispositivo, ciertos trastornos del sistema nervioso, una frecuencia cardíaca lenta no controlada y sintomática, aterosclerosis o placas ulcerativas cerca de la ubicación del implante, y en pacientes con alergia conocida a la silicona o al titanio.

“Los pacientes con IC avanzada tienen limitaciones de actividad física, experimentan fatiga, palpitaciones o dificultad para respirar con la actividad y pueden no beneficiarse de los tratamientos estándar, incluidos los medicamentos y dispositivos comercializados actualmente”, dijo Bram Zuckerman, MD, del Centro de Dispositivos y Salud Radiológica (CDRH) de la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA; Silver Spring, MD, EUA). “Esta aprobación proporciona a los pacientes una nueva opción de tratamiento para los síntomas asociados con la insuficiencia cardíaca avanzada”.

Los barorreceptores son fibras sensibles al estiramiento ubicadas en el arco aórtico y el seno de la arteria carótida. Su activación desencadena una señal de retroalimentación negativa potencial de acción nerviosa aferente a la médula que ayuda a mantener la presión arterial normal. Cuando trabajan normalmente, amortiguan las fluctuaciones en la presión arterial causando cambios recíprocos mediados por reflejos, tanto en la frecuencia cardíaca como en la actividad del nervio simpático, manteniendo así el nivel de presión arterial en un nivel operativo predeterminado. Sin embargo, en pacientes con hipertensión crónica, las elevaciones en el umbral de presión pueden provocar una disminución de la actividad de los barorreceptores.

Enlace relacionado:
CVRx


Últimas Cuidados Criticos noticias